Anestesia

Hay dos tipos de anestesia que se pueden usar para cualquier procedimiento quirúrgico, local y general.

La anestesia local es por lo general acompañada por medicamentos intravenosos que lo relajarán. Usted estará sedado, pero consciente, y podrá responder a las instrucciones del cirujano aunque después del procedimiento podrá recordar poco de la operación. La anestesia local es inyectada en el área del cuerpo en que se opera para que no sienta dolor, y gracias a los medicamentos intravenosos el proceso de inyección no suele ser desagradable. Este tipo de anestesia es más común que la anestesia general y suele ser menos costosa, (No hay necesidad de anestesiar el tobillo para que el seno no duela).

Si usted no quiere sentir absolutamente nada, la anestesia general es la otra alternativa. Este tipo de anestesia es tan segura como la local, pero es más costosa, y es administrada únicamente en un hospital. Yo recomiendo anestesia general cuando el procedimiento dura mas de cuatro horas, o cuando el caso tiene que hacerse en un hospital por motivo de la salud del paciente y el monitoreo requerido. Si este fuese su caso le referiría a colegas que podrían ayudarle.

Anestesia con Sedación Consciente

¿ Qué es la sedación consciente?

Este tipo de sedación induce un estado alterado de conciencia que minimiza dolor e incomodidad mediante el uso de medicamentos para el dolor y sedantes. Los pacientes que reciben sedación consciente usualmente pueden hablar y responder a estímulos verbales, comunicando así cualquier molestia que puedan estar experimentando a su médico. También suele haber un breve período de amnesia el cuál puede borrar memorias del procedimiento. La anestesia, que es la que quita el dolor es administrada en el área en que se opera para eliminar por completo cualquier tipo de dolor.

¿ Quién puede administrar la sedación consciente?

La sedación consciente es sumamente segura cuando es administrada por profesionales cualificados. Enfermeras(os) Anestesistas Registrados (CRNAs), anestesiólogos, otros médicos, dentistas, y cirujanos orales están cualificados para administrar este tipo de sedación. Enfermeras Registradas especialmente entrenadas pueden también asistir en la administración de la sedación consciente.

¿ Quién debe monitorear la sedación consciente?

Puesto que los pacientes pueden llegar a tener un sueño muy profundo, el monitoreo adecuado es absolutamente necesario. El Profesional de la Salud a cargo monitorea el pulso, presión sanguínea, respiración, niveles de oxígeno y de alerta durante todo el proceso. Este profesional no debe tener otras responsabilidades durante el procedimiento y debe mantenerse con el paciente en todo momento durante el proceso.

¿ Cuáles son los efectos secundarios de este tipo de sedación?

Un período breve de amnesia suele ocurrir luego del procedimiento llevado a cabo con sedación consciente. Efectos secundarios ocasionales incluyen dolor de cabeza, resaca o “hangover”, nauseas y vómitos o memorias no placenteras de la experiencia quirúrgica.

¿ Qué pueden esperar los pacientes inmediatamente después del procedimiento diagnóstico o quirúrgico?

Personal cualificado monitorea constantemente al paciente luego del procedimiento. Instrucciones postoperatorias por escrito le son entregadas al paciente y su familia para que se lleven a la casa. Los pacientes no deben conducir vehículo alguno, operar maquinaria pesada o tomar decisiones importantes por lo menos hasta 24 horas después de haber recibido la sedación. Usualmente se hará una llamada de seguimiento para verificar la condición del paciente y contestar cualquier pregunta que pueda tener. Preguntas para hacer sobre la sedación consciente

La sedación consciente provee una opción segura y efectiva para aquellos pacientes que van a ser intervenidos quirúrgicamente. El número y tipo de procedimientos que pueden ser realizados usando sedación consciente ha aumentado significativamente como resultado de nueva tecnología y drogas de nueva generación. La sedación consciente le permite al paciente recuperarse rápidamente y reasumir sus actividades diarias en un período más corto de tiempo que la anestesia general.